Sala de Prensa

June 29, 2022 | COMUNICADO DE PRENSA

La venerable líder de los derechos civiles Dolores Huerta se une a las tribus indígenas de California para apoyar la Ley de Apuestas Deportivas Tribales en Persona y oponerse a la Propuesta de Apuestas Corporativas en Línea

La venerable líder de los derechos civiles Dolores Huerta se une a las tribus indígenas de California para apoyar la Ley de Apuestas Deportivas Tribales en Persona y oponerse a la Proposición del Juego Corporativo En Línea

Para publicación inmediata: 29 de junio de 2022

Contacto: Kathy Fairbanks, (916) 813-1010

kfairbanks@bcfpublicaffairs.com

Sacramento, CA – La veterana líder sindical y de derechos civiles, Dolores Huerta, anunció su fuerte apoyo a la Ley de Apuestas Deportivas Tribales en persona y su fuerte oposición a la Proposición de Apuestas Corporativas en Línea, dos medidas estatales relacionadas con las apuestas deportivas que se dirigen a la boleta electoral de noviembre de 2022.

“Las comunidades latinas e indígenas tienen una historia profundamente entrelazada de opresión y de ser tratados como ciudadanos de segunda clase en California”, dijo Dolores Huerta, presidenta del Fondo de Acción Dolores Huerta. “El juego tribal ha dado a las tribus indígenas de California los recursos para luchar contra la pobreza generacional, la opresión y la privación de derechos. La Ley de Apuestas Deportivas Tribales en persona facultará a las tribus para crear nuevas oportunidades económicas para sus miembros y todos los californianos a través de apuestas deportivas seguras y responsables.”

“La Proposición de Apuestas Corporativas en Línea es errónea y peligrosa”, continuó Huerta. “Esta medida es un ataque directo a la autosuficiencia indígena que también expondría a los jóvenes y a los desfavorecidos a los peligros del juego en línea. No somos ajenos a que las corporaciones vean en California nada más como una alcancía para extraer riqueza a costa de los más desfavorecidos. Por eso insto a todos los californianos a que se opongan a este engañoso plan de juego en línea”.

Antecedentes:

La Ley de Apuestas Deportivas Tribales en persona autorizaría las apuestas deportivas en persona en casinos tribales altamente regulados y en hipódromos con licencia. Esta medida es el enfoque más responsable para autorizar las apuestas deportivas en California: todas las apuestas deben realizarse en persona con salvaguardias para evitar el juego ilegal y de menores. Ayudará a crear puestos de trabajo y oportunidades económicas que apoyen la autosuficiencia de los indígenas al tiempo que beneficiará a todos los californianos, generando decenas de millones de dólares anuales en nuevos ingresos para las escuelas públicas, la prevención de incendios forestales y otras prioridades del estado.

La Proposición de Juego Corporativo en Línea autorizaría una expansión masiva de los juegos de azar en línea y por móvil en todo el estado, convirtiendo cada teléfono móvil, ordenador portátil y tableta en un dispositivo de juego. Con esta medida, cualquier persona en California podría jugar en cualquier momento, lo que llevaría a un aumento masivo de problemas del juego y para los menores de edad.

Dolores Huerta se une a una amplia coalición de tribus indígenas de California y de líderes de derechos civiles, de seguridad pública, laboral, empresarial, religiosos y defensores de las personas sin hogar que respaldan apoyan la Ley de Apuestas Deportivas Tribales en persona y se oponen a la Propuesta de Juego Corporativo en Línea.

Sobre Dolores Huerta:

Nacida en 1930, Dolores Clara Fernández Huerta es una de las más influyentes activistas laborales y líderes de los derechos civiles chicanos del siglo 20.

Huerta comenzó su carrera como activista al cofundar la sección de Stockton de la Organización de Servicios Comunitarios, donde dirigió los esfuerzos de registro de votantes y luchó para mejorar la equidad económica de los hispanos. Más tarde, fundó la Asociación de Trabajadores Agrícolas y conoció a César Chávez gracias a su activismo y a su pasión por organizar a los trabajadores agrícolas. En 1962, Huerta y César Chávez unieron sus fuerzas y fundaron la Asociación Nacional de Trabajadores Agrícolas, predecesora del Sindicato de Trabajadores Agrícolas (UFW). Huerta fue secretaria-tesorera y primera vicepresidenta de la UFW hasta 2002. A través de su trabajo en la UFW, Huerta organizó a los trabajadores, negoció contratos y abogó por unas condiciones de trabajo más seguras. También luchó por las prestaciones de desempleo y asistencia sanitaria para los trabajadores agrícolas. En 1973, la férrea defensa de Huerta condujo a la innovadora Ley de Relaciones Laborales Agrícolas de California de 1975, primera ley de este tipo en Estados Unidos, que concede a los trabajadores agrícolas el derecho a organizarse colectivamente y a negociar mejores salarios y condiciones de trabajo.

En reconocimiento a su incansable liderazgo y lucha por la igualdad, Huerta recibió el Premio Eleanor Roosevelt de Derechos Humanos en 1998 y la Medalla Presidencial de la Libertad en 2012. En 2015, era miembro de la junta directiva de la Fundación Mayoría Feminista, secretaria-tesorera emérita de la Unión de Campesinos de América y presidenta de la Fundación Dolores Huerta, una organización comunitaria de base.